Sopa caprese de tomate con mozzarella

Dificultad Fácil
Preparación Entre 15 y 30 minutos
Temporada Verano
Tipo Italiana

Si, como yo, sois fanánticos de la ensalada caprese, la receta de hoy va a ser de las que marquen un antes y un después en vuestra cocina. Se tratra de una receta tan sencilla como sabrosa, ideal para hacer a finales de verano o principios de otoño: la sopa caprese

Lo cierto es que la combinación de tomate, albahaca y mozzarella siempre triunfa y, como no podía ser de otra forma, esta sopa no iba a ser menos. Si queréis conocer una de las recetas más ricas  y fáciles de preparar que existen, no os podéis perder los pasos que os dejo a continuación. 

Ingredientes para 4 Personas

  • Lo primero que haremos será cubrir el fondo de una olla con un buen chorro de aceite de oliva virgen extra

  • En este aceite echaremos los dientes de ajo, con un corte a la mitad, y los dejaremos ahí infusionando mientras preparamos los tomates.

  • Si habéis conseguido unos tomates con la piel muy dura, os recomiendo que les déis un hervor antes de continuar con la receta, metiéndolos en agua hirviendo durante 3 minutos. Después, cortáis la cocción metiéndolos en un bol con hielo y conseguiréis quitar la piel de una forma mucho más sencilla.

  • Le damos un par de cortes a los tomates y encendemos el fuego para que se vayan dorando los ajos

  • Cuando los ajos empiecen a "bailar" añadimos a la olla todos los tomates con el jugo que hayan echado junto con 4 o 5 hojas de albahaca fresca.

  • Salpimentamos el contenido de la olla y bajamos el fuego al mínimo.

  • Dejamos que la sopa se cocine durante 30 minutos a fuego muy bajo. 

  • Cuando haya pasado este tiempo, apagamos el fuego y trituramos la mezcla de los tomates. 

  • Si vemos que ha quedado muy espesa, podemos añadirle un poquito de agua para rectificar hasta conseguir la textura que más nos guste. 

  • Antes de comerla, dejamos que la sopa se enfríe casi por completo o, al menos, se temple. 

  • Una vez la sopa esté fría, la emplatamos en unos cuencos o platos hondos. Desmenuzamos media mozzarella encima de cada plato y terminamos decorando con dos o tres hojas de albahaca fresca. 

  • Si queréis, también podéis añadirles picatostes de pan o un chorrito de aceite de oliva, que le quedará ideal y completará un poco más el plato. ¡Deliciosa!

    Compartelo con tus amigos!!

    Comentarios

    Bill

    10/10/2019 14:46

    Me ha salido genial!! muy bien explicada

    Richard

    10/10/2019 14:46

    Muchas gracias, me encanta!!

    Debes entrar en tu cuenta para dejar comentarios y calificar las recetas.

    Recetas de Interés