Cómo preparar judías con chorizo y huevos cocidos

Dificultad Fácil
Preparación Entre 15 y 30 minutos
Temporada Invierno
Tipo Española

Las judias con patatas, chorizo y huevos cocidos son un plato maravilloso, lleno de aporte energético y muy saludable. Está tan rico como fácil es de hacer.

Además, esta receta no necesita un gran presupuesto ya que los ingredientes que la componen son bastante baratos. Sin duda, un acierto si queremos una comida completa y ligera.

Ingredientes para 4 Personas

  • Lo primero de todo será preparar las judías. Con un cuchillo pelamos los bordes de las judías y las cortamos en dos o tres cachos.

  • Lo siguiente es pelar las patatas, lavarlas, y cascarlas con ayuda de un cuchillo en trozos más o menos grandes. También podéis cocerlas enteras perfectamente. Echamos las patatas con un poco de sal en una olla.

  •  Ponemos agua en la olla, a fuego alto hasta que hierva. Una vez que el agua hierva, añadimos ahí las judías y dejamos que cuezan junto con las patatas y la sal. En total, deben estar cociendo más o menos 20 minutos. 

  • Cuando haya pasado la mitad del tiempo y queden 10 minutos de cocción, añadimos a la olla, con cuidado, los huevos y los chorizos

  • Dejamos que las patatas, las judías, los chorizos y los huevos se cuezan durante 10 minutos

  • La cocción de las judías depende mucho de lo frescas que sean, así que yo os recomiendo ir controlándolas cada poco tiempo para que no se pasen.

  • Mientras tanto, podemos empezar a preparar la salsa ajada. En una sartén o un cazo ponemos aceite, doramos los ajos y, con el fuego apagado y el aceite templado, añadimos las cucharaditas de pimentón. Si es la primera vez que hacéis ajada, podéis consular la receta completa de salsa ajada en este otro post

  • Finalmente, escurrimos el agua de las patatas, sacamos los huevos de esta olla y los ponemos a enfriar en un bol con agua fría para que después nos sean más fáciles de pelar.

  • Cortamos los chorizos en trozos por encima de las verduras para que les caiga el jugo. Echamos la salsa ajada en la olla de las patatas con el fuego al mínimo y removemos para que las judías se impregnen bien con la salsa. 

  • Reservamos un poco de la ajada para echarla por encima de los huevos cocidos. Los pelamos y los ponemos directamente en el plato con un poco de la salsa por encima. 

  • Podemos culminar este plato con un chorrito de aceite de oliva en crudo que, sin duda, le dará un sabor especial. También nos servirá el aceite de oliva virgen extra en crudo si queremos hacer esta receta sin utilizar la salsa ajada. ¡Servimos y listo!

    Compartelo con tus amigos!!

    Comentarios

    - No tiene comentarios ¿No quieres ser el primero?
    Debes entrar en tu cuenta para dejar comentarios y calificar las recetas.

    Recetas de Interés